MEDICINA INTENSIVA

La especialidad de Medicina Intensiva se dedica a la atención de pacientes cuyo estado de salud es grave o puede agravarse. Este tipo de paciente requiere de una vigilancia y atención continua debido a la posibilidad de aparición de complicaciones. Además, normalmente necesitan soporte para la inestabilidad hemodinámica, para las vías aéreas o el aparato respiratorio, o el fracaso renal. La UCI es una zona, dentro del área hospitalaria, que proporciona cuidados en medicina intensiva.

La UCI del hospital Viamed Los Manzanos es un área situada cerca de los quirófanos, de la sala de hemodinámica, hospitalización y urgencias. Tiene 6 camas completamente monitorizadas y todas con equipo de ventilación mecánica. Es una UCI abierta a todos los pacientes del hospital y de la zona de urgencias.

Atiende postoperatorios inmediatos, tanto de forma programada como urgente. También atiende pacientes con enfermedades coronarias y pacientes con cualquier patología médica que requiera vigilancia. 

Los ingresos en la UCI se producen desde quirófano, de la planta de hospitalización, o desde la zona de urgencias. 

El equipo médico de la UCI es un equipo de doctor@s especialistas en Medicina Intensiva con acreditada experiencia. Trabajan las 24 horas del día los 365 días al año. L@s enfermer@s y auxiliares están especialmente entrenad@s en el manejo de la urgencia vital, con conocimientos específicos sobre aparataje de soporte multiorgánico, respiradores, máquinas de depuración renal, equipos de monitorización y están dedicad@s a atender la unidad en todo momento.


Cada paciente requiere una determinada monitorización y medios de tratamiento y estos  se adecuan a la patología que presentan y que puede ser desde una vigilancia con monitorización a llegar a la necesidad de sostén de varios órganos en un mismo paciente. Por ello, el equipamiento tecnológico de la UCI es especial. Cuenta con monitorización especializada, invasiva y no invasiva, monitorización de constantes vitales como ritmo cardíaco, respiración, oxigenación, hemodinámica especial y en cada una de las camas de la UCI. Cada cama tiene un respirador artificial por si el paciente lo precisa. También contamos con equipos de depuración extrarenal por si se requiere por presentar el paciente un fallo renal.

Los pacientes y sus familias ven en la UCI un elemento de seguridad de cuidados constantes para con el paciente y comprenden la garantía de ser atendidos allí hasta que su condición clínica permita que puedan ser atendidos en la planta de hospitalización. En la UCI entendemos los sentimientos de inquietud familiar y siempre estamos atentos a cuidar a las familias, siendo muy importante darles información inmediata y adecuada en todo momento.



Equipo médico